Lavazza abre su primer concept-store en España.
Espression está ubicado en la tienda FNAC del centro comercial L’Illa Diagonal de Barcelona.

El primer concept-store de Lavazza destaca por su diseño joven, ecléctico y contemporáneo y aspira a convertirse en un punto de encuentro para la creatividad a base de café espresso, gastronomía de autor, nuevas tendencias, atmósfera vital y glamour.

Barcelona, 18 de noviembre de 2009 – Hoy Lavazza presenta su primer Espression en España -ubicado en la tienda FNAC del centro comercial L’Illa Diagonal de Barcelona-, espacio que Lavazza dedica a los apasionados por el café, el diseño y la creatividad y que, en este caso, incorpora un corner A Modo Mio destinado a la venta del nuevo sistema de cápsulas de la firma. El nuevo proyecto de la compañía italiana ha sido presentado hoy en presencia del chef Ferran Adrià, habitual colaborador de Lavazza; Juan Manuel Calvo, director general de Lavazza España; y Francisco José Arbués, director de Fnac L’Illa).

Espression es el concept-store que Lavazza ha ideado para acercar al público el gusto de la firma por la experimentación, su pasión por el café y los sabores mediterráneos y la italianidad que marca todos sus movimientos. En este espacio se pueden degustar las excelentes variedades de café Lavazza -en cualquiera de sus múltiples y originales variantes de preparación-, como las recetas de “ I Piaceri del Caffè”, el innovador café sólido èspesso creado por Ferran Adrià, o los auténticos espressos y cappuccinos italianos. Juan Manuel Calvo, director general de Lavazza España, comenta al respecto “ en este espacio hemos reunido todo lo que es el mundo Lavazza. Los visitantes pueden degustar los productos destinados al canal horeca y, del mismo modo, adquirir los especialmente pensados para el consumo en casa, como nuestra última novedad – el sistema de cápsulas A Modo Mio que hoy lanzamos”.

El local, con un diseño de interiores moderno y cautivador, tiene como principal objetivo remarcar la personalidad de la marca, siempre relacionada con el placer y la vitalidad, elementos que evidencian el modo de ser italiano y que acompañan el deseo de Lavazza por ser reconocida en todo el mundo como la auténtica representante de un producto y de un estilo único y distintivo.